Los mejores trucos para limpieza en oficinas (Primera parte)
6 noviembre, 2020
Tips para la Limpieza de Oficinas
6 noviembre, 2020
Mostrar todo

Desinfección de teléfonos:

En la limpieza de teléfonos, hay llevar a cabo una adecuada desinfección de auriculares que son centro muy directo de trasmisión de virus, para impedir contagios entre los usuarios.

Limpieza de objetos decorativos en oficinas:

Para la limpieza y cuidado de los objetos decorativos, como lámparas, cuadros, figuras, etc., que se puedan encontrar en las oficinas, constantemente hay que seguir las instrucciones del cliente, ya que puede que haya partes de especial valor, que necesitan un cuidado muy específico en su limpieza.

Limpieza de papeleras en oficinas:

Otra labor diaria en la limpieza de oficinas es la retirada y reposición de bolsas de las papeleras, ejecutando una limpieza del contenedor con un detergente o producto adecuado.

Limpieza de suelos en oficinas:

Por otro lado, en la limpieza de oficinas, es la desinfección y limpieza de suelos y superficies tapizadas de sillas, sillones y otro tipo de asientos, que por relacionarse de materiales más o menos absorbentes, tienden a retener el polvo y la suciedad con mayor facilidad.

Para su información ésta labor, hay que eliminar el polvo diariamente con un potente aspirador, y cada cierto tiempo, según demande el uso, establecer la frecuencia para emplear otro tipo de técnica de limpieza, como el sistema de limpieza con espuma en seco, o lavado mecanizado con máquinas de inyección- extracción.

En la limpieza de otro tipo de suelos siempre hay que aplicar la técnica más adecuada a cada material.

Para realizar la limpieza diaria de suelos de mármol, terrazo o granito, y eliminar restos de manchas y polvo, se puede pasar una mopa de algodón con captador de polvo y siguiente se friegan con fregona de microfibra y un producto neutro disuelto en agua, para no dañarlos y resaltar su brillo natural.

Los suelos de gres o de naturaleza arcillosa, se friegan con agua y una solución jabonosa alcalina, que también es aplicable en la limpieza de suelos de PVC, vinilo y sintasol.

Por cierto, tiempo, y en labor de su aspecto y nivel de uso, hay que utilizar otros métodos técnicos como el decapado, cristalizado, abrillantado o encerado con maquinaria específica, para devolver a éstas áreas su aspecto original, y mantener así la mejor imagen en los resultados diarios a la hora de realizar la limpieza de oficinas.

Para limpiar suelos de tarima laminada, lo mejor es utilizar una mopa de algodón, o pasar un potente aspirador con cepillo.

Cuando hay que limpiar manchas específicas, o hacer una limpieza más profunda, se pueden utilizar productos específicos según el tipo de tarima, o pasar una mopa humedecida con una mezcla de agua y vinagre de limpieza.

Limpieza de cristales en oficinas:

La limpieza en los espacios acristaladas también es fundamental a la hora de mantener la mejor apariencia en la limpieza de oficinas, ya que el polvo y los agentes atmosféricos, hacen que se deposite una lámina que disminuye la visibilidad a través de las ventanas, y disminuye la entrada de luz natural, a lo que hay que sumar posibles huellas de dedos, que si no se eliminan constantemente producen sensación de abandono.

La limpieza de ventanas y espacios acristaladas se debe realizar a la vez que las de la perfilaría, utilizando productos limpia- cristales, agua y accesorios adecuados como paño especial, esponjas y cuchillas.

Otros puntos que requieren una inspección diaria son interruptores, y manivelas, que se pueden limpiar con un paño de microfibra, humedecida en algún producto jabonoso.

Limpieza de aseos en oficinas:

Los cuartos de aseo también necesitan una limpieza diaria en el cuidado de oficinas, al estar concurrido por diferentes usuarios, lo que hace indispensable extremar la desinfección, para prevenir problemas de salud.

La limpieza de sanitarios se debe hacer con productos desinfectantes como lejía o un limpiador amoniacal, adecuado a la composición de los aparatos.

La última labor después de cerrar todas las ventanas que se abrieron para ventilar al comienzo, de la oficina, es el uso de ambientadores, que completen la sensación de limpieza y neutralicen cualquier tipo de olor poco agradable.